Los coches en Cuba

los autos cubanos son una de sus señas de identidadSin duda, Cuba es uno de los pocos lugares del mundo en el que un amante de los coches antigüos no tiene necesidad de acudir a concesionarios y establecimientos especializados para encontrar los objetos de su deseo. Basta con darse un paseo por La Habana para poder deleitarse con el gran número de clásicos que circulan por sus calles, algo que suele sorprender sobremanera a los visitantes extranjeros y que no deja indiferente a nadie.

Antigüedad obligada

El país caribeño, en gran medida debido al bloqueo comercial, económico y financiero al que le ha sometido los Estados Unidos desde el año 1960, que ha propiciado la escasez de todo tipo de productos y ha aguzado el ingenio de la población, es un auténtico paraíso lleno de coches antigüos, donde con apenas recursos se han mantenido en perfecto estado. Se podría decir que ha sido una antigüedad obligada por las circunstancias, pero también un impulso total y determinante de la conservación.

Auténticas joyas

De hecho, no sólo se trata de que los cubanos se hayan afanado en mantener los pocos vehículos sino de que los coches antigüos que se ven pasear por Cuba son auténticas joyas. Es normal ver por las calles modelos de los años 50 y 60 en perfecto estado: Chevrolets Impala, 1951, Edse. Vehículos de gran carisma que en muchos casos no conservan sus partes originales y que, sin embargo, se mantienen en perfecto estado de funcionamiento.

Remiendos obligados

Esta necesaria labor de mantenimiento en sus medios de transporte ha hecho que muchos cubanos se hayan convertido en verdaderos magos de la mecánica o, por lo menos, en unos apasionados de la restauración. Se tuvo muy en cuenta que el Chrevolet de 1951 es el modelo más sencillo para la conservación, ya que, según se dice, los rusos construyeron un modelo de mtoor parecido, y que los motores Perkins de gasoil, con una menor consumición que los habituales y de más fácil cuidado, eran la opción más barata. Por eso, este modelo y este tipo de motores, que conllevaron la adaptación de muchos otros modelos, son los que más se encuentran en Cuba.

Foto: cyco – FotoliaSimilar Posts:

Otros lectores también visitaron estos artículos